Cómo iniciar un negocio de limpieza de obras

Los servicios de limpieza de obras de construcción realizan una limpieza final y la eliminación de los materiales de construcción sobrantes para las propiedades comerciales y residenciales. Iniciar un negocio de limpieza requiere una serie de licencias y permisos, así como un presupuesto para comprar o alquilar el equipo que necesitará.

Este trabajo a menudo implica largas horas, levantar objetos pesados y prestar atención a los detalles, pero hay una demanda constante de estos servicios. Las empresas de construcción, las empresas de remodelación de viviendas y las empresas de gestión inmobiliaria utilizan los servicios de limpieza de obras para preparar los espacios para su venta o alquiler.

Cumplir los requisitos reglamentarios

Solicite una licencia comercial para operar un negocio de limpieza de obras en Sevilla. Póngase en contacto con la oficina del secretario del condado o con la oficina de administración de pequeñas empresas para informarse sobre los formularios y las tasas de la licencia comercial. Registre su empresa de limpieza en la oficina del secretario de estado de su país si va a constituir una sociedad anónima, una sociedad de responsabilidad limitada o una asociación.

Solicite un número de identificación de empleador en el Servicio de Impuestos Internos para utilizarlo en toda la documentación empresarial y fiscal. Adquirir un seguro para la empresa, como el de responsabilidad civil, el de automóvil, el de indemnización de los trabajadores y el de propiedad. Este seguro ayuda a proteger su negocio en caso de accidente o lesión en el lugar de trabajo.

Contratación de buen personal

Contrate empleados con experiencia en construcción o limpieza industrial. Dependiendo de la normativa estatal, es posible que los empleados deban estar afianzados para trabajar legalmente en las obras. Las fianzas ayudan a cubrir los costes de los honorarios legales en caso de demanda o acuerdo. Exija a los empleados potenciales que adquieran fianzas de proveedores de seguros con licencia, y pida una copia de los certificados de fianza para sus registros.

Compre o alquile equipos

Compre los equipos y suministros necesarios para la limpieza de la construcción. El equipo puede incluir pequeños bulldozers para retirar los escombros pesados de la construcción, cubos de basura industriales, suministros para la limpieza de ventanas, suministros para la limpieza de madera, metal o piedra, escobas, recogedores de polvo, limpiacristales, productos químicos para el pulido de metales y equipos de seguridad, como máscaras antipolvo, botiquines de primeros auxilios, uniformes y cascos.

Los artículos más grandes, como la maquinaria pesada y los vehículos y remolques que necesitarás para transportarla, representan una inversión importante. A menudo es mejor alquilarlos inicialmente, para no comprometer demasiado el capital inicial con ese fin.

Comercializar su negocio

Póngase en contacto con empresas locales de construcción, servicios de conserjería, empresas de gestión inmobiliaria y empresas de reformas para comercializar sus servicios. Elabore un folleto que describa los servicios de limpieza específicos y generales, las fotos del antes y el después, la información de contacto y el horario de funcionamiento. Si tienes presupuesto para ello, crea un sitio web que incluya fotos adicionales, testimonios de clientes e información sobre los métodos de limpieza para aumentar el negocio. Si eso tiene que esperar hasta que sea rentable, una página de empresa en Facebook puede darle el mismo tipo de visibilidad.